Cómo enviar el currículum por e-mail

El envío masivo de currículum por mail sigue siendo una de las fórmulas más utilizadas en la búsqueda de empleo. Pero, para que resulte efectivo, hay que tener en cuenta una serie de consejos imprescindibles para que los mensajes que envíes no acaben eliminados antes de ser leídos.
Cómo enviar el currículum por e-mail

Mayte Guillen

17/02/2014



Cuando envías tu currículum por e-mail, en realidad lo que intentas es encontrar una manera de llegar hasta el reclutador para conseguir una entrevista. Pero, para lograr ese objetivo, es imprescindible que tu currículum llegue a su bandeja de entrada y que sea leído ¿cómo conseguirlo?. Te indicamos algunos consejos para que puedas lograrlo.

“Asunto” del mensaje

Algunas empresas cuentan con programas anti-spam en su gestor de correo electrónico para controlar la entrada de virus a través de e-mails. Para que tu mensaje no sea considerado como spam, es aconsejable que tengas en cuenta algunas normas. Por ejemplo, no escribas nunca el asunto en mayúsculas, ni utilices signos de exclamación o interrogación y tampoco debes dejarlo en blanco.

Si la oferta de empleo tiene número de Referencia, no olvides escribirla en el asunto del e-mail. Y si no tiene Referencia, asegúrate de que el asunto del e-mail describa claramente el contenido del mensaje. Para ello, escribe toda la información indispensable para que tu CV no termine en la bandeja de “Elementos Eliminados” sin que el empleador lo haya abierto. Por ejemplo: “CV de Pedro Fernández para el puesto de Diseñador Gráfico”.

“Cuerpo” del mensaje

En el mensaje debes explicar de forma breve y concisa el motivo por el que te pones en contacto con la empresa (como máximo diez líneas). Intenta ser claro, utilizando un lenguaje amable, y no olvides revisar la ortografía para que el mensaje quede impecable.

No utilices un tipo de letra muy pequeño y evita el color rojo (ambos elementos pueden ser considerados como spam).

Al final del mensaje, recuerda escribir siempre tus datos completos: nombre, dirección, teléfonos de contacto, e-mail y blog o página web si tienes.

Documentos adjuntos

Si adjuntas el CV, asegúrate de que el empleador pueda leerlo. Inclúyelo en un formato fácil de leer como en PDF. También es recomendable que el archivo no incluya más de dos imágenes ni muchos enlaces para que no resulte muy pesado.

Envíos masivos de currículum

Si haces un envío masivo de CV, asegúrate de borrar en el ASUNTO del e-mail los “Re:Re:Re:Re…” que aparecen automáticamente con cada REENVÍO. Da muy mala imagen hacer pensar a la empresa que sólo son “una más” de las posibilidades que contemplas.

Según las estadísticas, los mejores días para enviar un CV son los martes, miércoles y jueves a media mañana. En cuanto a la dirección a la que los envías, asegúrate de enviarla a una única dirección por empresa.

Un último consejo, si tienes la suerte de conocer la dirección concreta del reclutador no la pongas en mayúsculas, porque puede que su gestor de correo la rechace como spam y que tu mensaje nunca llegue a su bandeja de entrada.

También te puede interesar


Cursos relacionados

Infoempleo